Summer in the City, 1950 - Edward Hopper

Nuestra vida de adultos se reduce a dar limosnas a los otros. Vivimos todos de la limosna ajena. Desperdiciamos nuestra personalidad en orgías de coexistencia.

Anuncios

reclining-nude.jpg

Nunca te engañes sobre el amor que sientas hacia alguien. Nunca lo habías sentido antes y ahora lo sientes. Lo que tienes con María, tanto si sólo dura hoy y parte de mañana como si dura una larga vida, es lo más importante que puede ocurrirle a un ser humano. Siempre habrá quien diga que no existe, porque no puede sentirlo. Pero yo te digo que existe, y que tú lo sientes, y que tienes suerte aun cuando murieras mañana.